Crítica: Damas en Guerra

Protagonistas de la película Damas en Guerra

¿Podrá ser la mejor comedia del año? A esos niveles estoy considerando la cinta que por su inocente presencia no se pueden imaginar las carcajadas que es capaz de producir.

Es lo que prometía  la secuela ¿Qué paso ayer? y no pudo lograr ni acercarse a los talones de su predecesora.  Si piensan que es un refrito de la cinta, se llevaran una grata sorpresa que es sólo la temática y no el contenido que aún con el mismo estilo de comedia sádica por el mal gusto, no evita que haya risas. Quizás puede considerarse la versión femenina ya que el resultado es el mismo al  terminar  con una boda de un mejor amigo y todo lo que involucra llegar a tal evento, hasta la fiesta de soltera en Las Vegas ya debe de tener patente.

No se equivocan en pensar que la película está dirigida al público femenino y es un claro ejemplo de que también pueden ser igual de vulgares que sus complementos masculino; pero la diferencia radica en que contiene esas escenas melosas de relaciones amorosas y uno que otro momento donde nos recuerda que la amistad es lo más importante, un claro ejemplo son los último quince minutos en donde  las locuras se reducen al mínimo para brindarnos un desenlace que deje al publico satisfecho de que tanta desgracia haya valido la pena y eso no es del todo malo ya que para entonces todas ellas se han ganado su final feliz.

Aún con la cantidad de protagonistas, no existe el sentimiento de que se encuentran para rellenar la duración de la cinta. Cada uno de las actrices con sus peculiares características nos brindan las emociones necesarias para olvidarnos de nuestros relojes. En especial me ha sorprendido la actriz Rose Byrne que tanto hemos visto recientemente en «Noche del Demonio» y «X-Men: Primera Generación»; con sus personajes opacos o que no logran convencer del todo, aquí sinceramente me creí su papel exagerado de ricachona hambrienta de amistad. Sin olvidar por su puesto la estrella principal de Kristen Wiig que brinda mil formas de hacer gestos cuando por desgracia tienes fobia por viajar en avión al destino preferido para las fiestas de soltero, o tan diversas frases que en boca de otra mujer no encajarían, pero todo lo anterior tiene sentido al ser ella también guionista de la cinta.

Quizás para algunos habrá momentos que sean desagradables y como no lo va ha ser si uno de los productores es Judd Apatow, lo cierto es que con tan atrevidas escenas el objetivo se cumple y sólo nos queda avergonzarnos en nuestros asientos.