Documental

Bully, primer tráiler de un controversial documental

Documental Bully

Parece que esto de los documentales se esta convirtiendo, en años recientes, en un medio de reclamo social y de denuncia por igual ante las injusticias y acontecimientos funestos que ocurren en el día con día. Hace dos años en México se estreno Presunto culpable, que volvió a poner al documental en boca de todos, retratando el corrupto sistema judicial mexicano, algo que bien la gran mayoría sabíamos. Este año, por ejemplo, pudimos ver la propaganda disfrazada de documental que Televisa realizo llamada De panzazo, por ello también es sabido que el documental puede ser manipulado y usado de maneras erróneas, por tanto hay que tener mucho cuidado a la hora de valorar un producto de estas dimensiones, y mas teniendo en cuenta en lo delicado que puede llegar a ser su contenido.

Bully es un documental dirigido por Lee Hirsch que retrata en como el abuso en las escuelas de los Estados Unidos puede marcar la vida de los estudiantes hasta el punto de llevarlos al suicidio. Bully es un termino que hace referencia al abuso que una persona sufre a manos de otra, vamos es el decir que te pases de “rosca” y de “ojete” con alguien mas; molestándolo, burlándose y hasta agrediéndolo físicamente con golpes. Es algo que al menos todos los estudiantes hemos visto a lo largo de nuestra vida en la escuela, o en el mejor de los casos, solo escuchado. Pues bueno, ahora veremos un documental de las repercusiones del mismo, en los Estados Unidos.

Pese a que el documental vio la luz desde Julio del año pasado, no es hasta este mismo que lo veremos en salas comerciales. Esto en parte se lo debemos a The Weinstein Company, distribuidora que ha ganado prestigio y reconocimiento mundial en los últimos años, esto debido a su buen ojo al escoger productos originales y con alto potencial. Personalmente el tráiler me ha dejado un tanto preocupado, pues el tema es muy interesante y con alto potencial dramático, pero me temo que se puede ir al sentimentalismo barato y a un mensaje moralista en excesivo, esperemos y no. Por lo pronto ya se estreno en EUA el pasado 30 de Marzo con buenas criticas, aquí en México no tiene fecha aun.

El tigre saltó y mató, pero morirá…morirá, corto documental imprescindible

El tigre saltó y mató, pero morirá…morirá

Lo se, probablemente sea el titulo más absurdo en la historia del cine, pero lo importante, y lo valioso, es lo que nos presenta. El cineasta Santiago Alvarez, cubano, nos presenta un relato en cuatro canciones en homenaje a las victimas que sufrieron el régimen fascista perpetrado en Chile durante principios de los años 70´s, donde el golpe de estado encabezado por Augusto Pinochet, derroco el gobierno del esta entonces presidente Salvador Allende, allá por el año de 1973.

El documental nos presenta a Víctor Jara, compositor y músico chileno, un emblema de aquella nación, que fue asesinado durante el golpe de estado, debido a sus ideales. Lo mismo que también escuchamos la canción “¿Que Dira el santo padre?” en voz de la cantautora y folclorista más famosa de Chile, me refiero a Violeta Parra, misma que sentó las bases para la música popular chilena, de la cual aun hoy se recuerda mucho. Tanto Parra cómo Jara fueron símbolos del pueblo chileno y en esta recopilación musical, y visual, de Santiago Álvarez, conoceremos un poco más de estás dos grandes personas. Ambos, a día de hoy, héroes nacionales.

Espero y puedan disfrutarlo, así cómo lo hice yo, y es que el impacto audiovisual es asombroso, y nos da una probada de lo que se puede lograr con éste tipo de productos fílmicos. Si les da curiosidad o interés, eso espero, al terminar de ver el corto documental, pueden encontrar éste trágico suceso en Internet e informarse mucho más de las incidencias y de los involucrados en tal desastre.

La cueva de los sueños olvidados, maravilloso viaje a través del tiempo

La cueva de los sueños olvidados

Que comercialmente, en cines, un documental llegue a nuestro país es algo muy raro de ver y escuchar, al menos en tiempos recientes, donde nuestra cartelera esta plagada de películas hollywoodenses, secuelas, franquicias interminables, y demás cosas nefastas. Si acaso llegamos a ver un documental en cines, lo más probable es que sea mexicano o que tenga en su contenido un tema morboso para el espectador promedio. El resto de documentales, en su mayoría extranjeros, se van directamente a formatos domésticos. Una lástima.

El cineasta alemán Werner Herzog, conocido por cintas tan emblemáticas cómo Nosferatu: El vampiro o Fitzcarraldo, y documentales de igual importancia cómo Grizzly Man entre muchos otros, se pone al frente de un proyecto impresionante por donde lo quieras ver. La carrera cinematográfica de Herzog, en activo desde hace ya más de cinco décadas, goza de prestigio y pocas cosas, sino es que nada, se le puede negar. Solo él pudo ser capaz de que el gobierno francés le permitiese grabar en el interior de la cueva de Chauvet, ubicada en el suroeste de dicho país y que guarda un secreto que por miles de años permaneció oculto y que sirve de punta de iceberg para conocer más sobre nuestros antepasados y su cultura, misma que quedo reflejada en los muros de dicha cueva.

El objetivo del documental que Herzog quería realizar era mostrar al mundo, al menos al que no lee noticias, me incluyo, sobre éste maravilloso lugar perdido en los rincones inexplorados de nuestro mundo. Sobre las paredes de la colosal cueva se alcanzan a visualizar pinturas rupestres echas por el hombre que retratan la naturaleza misma, cómo lo son los animales. Cada detalle de las pinturas es altamente disfrutable a la vista debido al uso de cámaras 3D que se usaron, mismas que, si me lo permiten decir, le dan un toque perfecto de profundidad a la cueva misma. Nunca el 3D se vio tan bien.

Otros factores, igual de importantes, que aquí se lucen son la exquisita y conmovedora música a cargo de Ernst Reijseger, misma que en conjunto con la fotografía de Peter Zeitlinger, y la narración de Herzog cobra un valor indescriptible. Y hablando de la narración de Herzog, mismo que produce, y dirige también, es un paladar para tus sentidos, pues las palabras que dice y el ritmo de las mismas, conducen al espectador a través de los recuerdos de nuestro pasado.  Un pasado glorioso y que a través de éste documental quedara grabado en la eternidad cómo un poema al arte mismo y a la naturaleza del ser humano.

Las pocas entrevistas que Herzog incluye en el documental sirven en demasía para conocer datos y opiniones de expertos en el tema, cómo arqueólogos, sobre la importancia de esta cueva para conocer más sobre nuestro pasado y poder comprender un poco más nuestra cultura moderna y hacia a donde vamos. Maravilloso uno de los diálogos finales, en donde se cuenta una anécdota de una tribu africana y la espiritualidad de la misma para pintar en roca la vida. Es en éste punto, con éste discurso, que el documental completo cobra vida y significado, aquí sabes que el viaje ha valido la pena y que lo disfrutaste a más no poder.

Si eres de esos que te gustan los documentales, pero más que nada el cine en general, no debes perderte esta maravilla, y en 3D. Si tienen la oportunidad de verla en cines háganlo, es por tiempo limitado, la pueden encontrar en la programación de Ambulante 2012, gira de documentales a lo largo del país, que ya cumple siete años. Es una experiencia única e maravillosa de la cual no se arrepentirán nunca. Eso se los puedo garantizar.

`De panzazo’, tibio y propagandístico reclamo al sistema educativo mexicano

Mucho se hablo de éste documental al menos por más de un año, y no me sorprende, pues no solo la cadena de cines más poderosa del país, me refiero a Cinepolis, la patrocina, sino que el periodista Carlos Loret de Mola, un mimado de Televisa, la cadena televisiva más poderosa de México, también estaba involucrado. A esto le sumamos que el tema a tratar es por demás delicado y muy importante: la educación. Quizás junto con la inseguridad y corrupción, es el tema de todos los días en un país que no presume de buena manera, ante los ojos del resto del mundo, buena fama, al menos es esos tres aspectos.

Cómo bien sabrán, o quizás no, el director general de éste arriesgado trabajo es Juan Carlos Rulfo, experto mexicano en documentales, y reconocido mundialmente por trabajos cómo El abuelo Cheno y otras historias, Del olvido al no me acuerdo, En el Hoyo y Los que se quedan; es por eso que ver su nuevo trabajo despertaba unas ansias tremendas en el público en general, aunque mayormente en la crítica que tanto cobijo y respaldo le han dado. Desafortunadamente Rulfo tuvo la mala suerte, no se si fue por imposición y mala jugada, de contar en sus filas con Loret de Mola. Digo, que veracidad tiene creer en un hombre que dijo explícitamente que “Leer esta sobrevalorado”, es decir, no hace falta. Y ahora nos viene a decir que si. ¿Le creemos?

De panzazo tiene la misma fortuna que la taquillera Presunto culpable, ambas indagan en un tema que a todos nos interesa y muy rico en contenido y de donde se puede extraer infinidad de cosas. Medio trabajo esta hecho, al menos el público ira a verla, eso me consta. Pero en realidad ¿vale la pena? Habiendo visto lo que vi, diré que si, y que no. Me explico. El documental empieza potente y se va acrecentando, todo un acierto que se documente no solo escuelas en el DF, sino en varias partes del país. La interacción con los alumnos y las diferentes entrevistas están bien logradas, al menos la mayoría. Y la hipótesis central esta clara: ¿Quién es el responsable de la mala educación en México? A partir de ahí somos testigos de cuatro vertientes más o menos logradas.

Los alumnos, los maestros, los padres de familia y las diversas asociaciones políticas, estás cuatro, son a priori de lo que tanto Rulfo cómo Loret tratan de indagar y profundizar para llegar a una respuesta coherente. Pero conforme avanzamos nos damos cuenta que lo interesante de la premisa se va diluyendo y se va ramificando por caminos que parecieran estar incluidos más por capricho y por relleno, que por utilidad. La historia del niño y su madre que lavacoches pareciera estar metida para darle ese tono sentimentalista y emotivo, no me desagrada, pero tampoco me convence. Lo mismo con los niños criminales que dejaron los estudios y se dedicaron al narcotráfico, en apariencia un tema muy potente pero que desafortunadamente es tratado superficialmente. Una lastima ya que pudieron sacar material increíble.

Lo que respecta a esos momentos cómicos, principalmente la entrevista a Elba Esther Gordillo, o diversos momentos en las aulas con los estudiantes, son en realidad correctos, digamos que no perjudican al ritmo de la trama, misma que por momentos se siente algo lenta e irregular. Y es que también lento e irregular es la trama completa, ya que contiene momentos muy altos y otros muy por debajo de lo esperado, cómo los estudiantes de las escuelas privadas. En lo que respecta a los datos que Loret proporciona, y lo hace hasta el cansancio, no tengo una queja formal, sirvieron para marcar cifras que quizás mucha gente no conocía, pero fuera de eso, nadamas. Da la sensación de que había un potencial tremendo en todo lo referente al sistema educativo, pero una vez acabado el documental, te queda el mal sabor de boca de que fue solo un intento que se quedo en el montón. Fácilmente olvidable.

Y más olvidable si recordamos ese nefasto tramo final, no solo por la melosa e irritante canción de fondo, sino por el discurso malogrado de Loret de tratar de entrar en los corazones del público y que juntos ayudemos a resolver éste problema, pues somos familia y todos somos culpables. Vaya, se ve que Televisa se esforzó en vendernos un producto más de su calibre para idiotizar al público. Lo lamento por Rulfo, pues creo es el menos culpable, pero personalmente no me trague esta historia de redención,  sin embargo si disfrute algunos momentos y  compartí ciertos argumentos más que validos, mayormente de los alumnos, pues a final de cuentas sigo siendo uno de ellos. Por lo demás, ya se los dije, tenía potencial y una intención interesante, pero debido a ciertos personajes e instituciones, que ya nombre, pierde todo interés, de igual manera se las recomendaría para que emitiesen un juicio.

Trailer De Panzaso

Más bien, es un avance de siete minutos donde nos hacen creer que tienen suficiente material para distribuir, sin comprometer el documental al que le están haciendo publicidad.

La producción que debió de haberse llamado «Secreto a Voces»  es un conjunto de claroscuros como la realidad educativa que se pretende plasmar en la pantalla. Por un lado tenemos al periodista Loret de Mola como la voz del proyecto de quien no se puede negar que tiene la fama requerida para llamar la atención y por el otro lado es vocero de la misma empresa que contiene un programa de televisión que besa los traseros del SNTE (Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación).

Es innegable que la educación en México proporcionada por el Estado es una vergüenza nacional, y que el realizar lo que se supone es un trabajo periodístico sobre el tema, nos ayuda a que exista un debate en la sociedad. Por supuesto que es bien recibido este documental que hoy se estreno en el Festival de Cine de Morelia. Lástima que ahora para lograr tener cierta notoriedad los problemas nacionales tienen que ser expuestos en forma de documental, ya que los medios de comunicación están gobernados por intereses que pagan los salarios del duopolio televisivo.

La producción se espera tener su estreno oficial en los cines mexicanos durante el primer trimestre de 2012.

Crítica: Senna

Corredor de autos de carreras Ayrton Senna

En raras ocasiones me pongo a leer críticas antes de emitir las propias, esto para evitar cierto plagio de ideas o conflicto de emociones. La curiosidad me llevo a leer el juicio de Cinegarage y su atinada observación de que el documental le faltaba objetividad al engrandecer más la figura del piloto de Fórmula 1 con un fin mediático en vez del periodístico. ¿Acaso los documentales no tienen ese objetivo? Imponer su versión de los hechos ya sea para educar o cambiar opiniones sobre alguna causa que requiera nuestra atención.

El director Asif Kapadia fue extremadamente tímido, no quiso alterar en absoluto la leyenda de Senna. Se dedico a realizar una compilación de tomas de televisión de la carrera profesional de la personalidad y aderezarlo con las opiniones de los testigos de esos eventos. No existe nada nuevo que no se pueda leer en Wikipedia.

El éxito radica en que la vida de Ayrton Senna es un conjunto de sorprendentes momentos míticos que hasta la fecha causan emociones. Sin ser fanático de las carreras F1, logras reconocer que su habilidad para pilotear sobrepasa todo aquello que te llegas a imaginar del deporte: cuando en una escena lo vez tomar una curva en condiciones de lluvia en el Gran Premio de Mónaco no pude dejar de sorprenderme; este era un hombre de quien no podías entregarle el segundo lugar en nada.

El documental destila los mejores momentos sin la necesidad de ver tanto tiempo una carrera de autos esperando a que algo suceda. Logra mantenernos enfocados en las dificultades de Senna para lograr ser el mejor no por su falta de talento si no por su rivalidad con Alain Prost, quien utilizaba hasta la misma política en el deporte para lograr ser victorioso.

No deja de ser conmovedor que detrás de tal competidor existía su creencia en su constante comunión con Dios, una especie de destino trazado el cual era inevitable cumplir. Con cada minuto de duración que transcurría empiezas a sentir el peligro que involucra ser corredor de autos, cada diálogo profetizaba un evento inevitable.

La vida de Senna es tan increíble que un documental no lo puede contener, a Asif Kapadia se le salió de las manos el material y se dejo llevar por el sentimentalismo que evoca la leyenda. No hizo un adecuado trabajo de investigación del cual descubramos alguna faceta oscura del piloto, todo son suposiciones que se limitan a las expresiones incomodas del material visual, ni los comentarios son reveladores, son más bien respetuosos a la figura que fue y seguirá siendo este icono del deporte mundial.